Mármoles

¿Es posible pintar los mármoles?

El mármol tiene una belleza genuina, sin embargo con el tiempo puede deteriorarse, decolorándose, manchándose o incluso presentar aistillamiento.

Para su reparación o bien porque tenemos la intención de darle un cambio a esa pieza de mármol o al espacio, existe la opción de pintar los mármoles.

A bote pronto pintar los mármoles de nuestro hogar puede sonar a disparate o bien podemos creer que es una tarea muy complicada, pero es algo sencillo si sabes lo que debes tener en cuenta, los pasos a seguir y el material que debes utilizar.

PASO A PASO

Antes de empezar, recomendamos siempre que sea posible, que el proceso de pintado de los mármoles, se realice en un lugar donde los vapores de la pintura de aceite no causen molestias.

Debes tener en cuenta de que el mármol es un material muy pulido y por lo tanto puede presentar problemas de adherencia de la pintura. Por eso, lo ideal es empezar con una preparación de la superficie de los mármoles que tenemos intención de pintar.

    • Con una lija de calibre 36 procede a realizar un lijado por tal de lograr un buen rayado y dejándola áspera y opaca, de este modo abrirás los poros de los mármoles. Puedes pasar la mano y verificar que no queda ninguna parte lisa antes de proceder al siguiente paso. Dedícale el tiempo necesario ya que el proceso de lijado de los mármoles es la clave para una correcta adherencia de las bases y la pintura.
    • Acto seguido, aplica la capa base. Te recomendamos que apliques un par ya que este paso es muy importante para conseguir una completa absorción de la pintura.
    • Después de aplicar las capas base, pinta sobre los mármoles. Es aconsejable que la pintura para mármoles que utilices sea de base de aceite y tenga propiedades de secado lentamente. No te preocupes si notas un olor poco agradable durante el secado.
    • A continuación prepara los mármoles para recibir otra capa de pintura específica, con un  elemento o solución acuosa distinta. Lija los mármoles con papel de lija de calibre 80 o incluso más fino y vuelve a pintar.

 

Y ya estaría, como has podido comprobar  pintar mármoles no es tan complejo como puede parecer, siempre que se siga el procedimiento como sobre cualquier otra superficie, teniendo en cuenta detalles y determinando correctamente la presión y distribución de las pinturas y sus bases, lograrás un acabado impecable en tus mármoles.

About the author

Related Posts